ESPAÑA TAMBIÉN QUERRÁ QUE GANE BIDEN

 

El mundo está en llamas.

Literalmente.

En una catástrofe sin precedentes, incendios forestales están haciendo estragos en toda la Costa Oeste de los EE.UU., con la consecuente pérdida de hogares, empleos, parques nacionales, mascotas y recuerdos.

De vidas humanas.

Estos incendios son una de las consecuencias tangibles provocadas por las acciones de la administración de Trump en lo que al medioambiente se refiere (su salida del Acuerdo de París, la eliminación del cambio climático de la lista de amenazas para la seguridad nacional, aflojamiento de las restricciones en lo referido a la emisión de gases tóxicos, y un largo etcétera), pues la Union of Concerned Scientists viene advirtiéndonos ya desde el año 2011: <<existe una fuerte relación entre el cambio climático y los incendios forestales>>.

Más nos vale hacerle caso.

Porque este fenómeno no conoce fronteras políticas. Las decisiones tomadas por el gobierno de un determinado país acaban por afectar a todos sus países vecinos, y hasta al planeta entero.

Por lo tanto, este asunto, tan acuciante, nos atañe a todos.

En este punto, es relevante apuntar que España también ha sido víctima de oleada tras oleada de incendios forestales. ¿Quién puede olvidar el sufrimiento causado en las Islas Canarias el año pasado?

España también conoce de primera mano cómo los fuegos, arreciados por el cambio climático, pueden destrozar vidas.

España también es bien consciente de lo que ocurre cuando no trabajamos de forma conjuntamente hacia un futuro medioambiental más sostenible.

Un atisbo de esperanza: el detallado plan medioambiental de Joe Biden pretende apagar las llamas. El candidato sabe que <<no existe ningún reto más grande…en el mundo>> que el cambio climático, y prioriza la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, junto con el fomento de la sostenibilidad en todos sus aspectos.

Tiene presente su papel de líder internacional al instar al <<resto del mundo a superar la amenaza del cambio climático>>, entrando de nuevo en el Acuerdo de París, fijando objetivos e integrando el cambio climático en la política exterior y las estrategias de seguridad del país.

Además, su plan promete utilizar el peso económico que posee el país para bien, presionando a quienes no respetasen las reglas para redundar en mayor bienestar para todos los ciudadanos del mundo.

En su Plataforma 2020, Democrats Abroad comparte y apoya la visión del futuro Presidente de los EE. UU. Porque vivimos fuera de nuestras fronteras geográficas y somos conscientes de que la política medioambiental estadounidense tiene consecuencias internacionales.

Sabemos que las llamas nos queman a todos.

Para poner de su parte, todo español puede animar a sus amigos y conocidos provenientes del otro lado del charco a registrarse en www.votefromabroad.org y votar a Biden en noviembre.

Juntos, amigos españoles y estadounidenses inmigrantes, podremos apagar el fuego, mediante el plan esperanzador del partido demócrata.

Porque España también deseará poner fin a las llamas.

España también querrá que gane Biden.